agrodiariohuelva.es|lunes, diciembre 18, 2017
banner

Las flotas españolas que faenan en Mauritania consideran discretos los acuerdos alcanzados en la Comisión Mixta 

La flota onubense marisquera integrada en la Asociación Nacional de Buques Congeladores de Pesca de Marisco (ANAMAR) faena en aguas mauritanas con seis buques.

Los buques arrastreros congeladores onubenses y canarios, y de palangre y arrastre gallegos que faenan en aguas de Mauritania han calificado de discretos los avances conseguidos en la última comisión mixta para mejorar la ejecución del acuerdo pesquero de la Unión Europea con este país africano, según han informado en un comunicado remitido a esta Redacción.

En concreto, señalan que estos avances se han producido en aspectos operativos que mejorarán las condiciones a la hora de faenar, según la flota española. Así, se ha reducido de 36 a 24 horas el plazo de comunicación de salida de aguas mauritanas y se han definido mecanismos ágiles de notificación ante una urgencia, tal como una avería.

Además, se ha acordado la creación de una ventanilla única para gestión de documentación y la adopción de un sistema electrónico de diario de a bordo para la notificación de capturas.

El director gerente de Asociación Nacional de Armadores de Buques Congeladores de Pesca de Marisco (Anamar), José Suero, ha precisado que se ha conseguido que el control de capturas accidentales de cangrejo (10%) se realice al final de cada marea y no en el momento de la inspección, tal como ocurre actualmente.

Sin embargo, Suero ha lamentado que no se haya debatido la ampliación del área de pesca en la zona norte, ni el sistema científico a utilizar para programar los paros biológicos de la modalidad marisquera.

Por su parte, el representante de la Asociación Nacional de Cefalopoderos (Anacef), Juan Martín, considera que hay temas importantes sobre los que no se han tomado decisiones, tales como la modificación de las zonas de pesca para poder capturar calamar y choco, así como el incremento de las posibilidades de pesca de merluza y jurel.

Por lo que se refiere a las flotas de palangre y arrastre gallegas, ha quedado encima de la mesa estudiar la solicitud de levantar la prohibición de 2013 de producir aceite de pescado natural a partir de las descomposición de hígados del mismo, el revisar las tasas con que se gravan los productos pesqueros, así como la obtención de permiso para poder filetear un porcentaje de las capturas con el objetivo de añadir valor a productos como la palometa negra y la merluza negra.

Por último, cabe señalar que también se ha descartado la petición de una licencia única para el palangre, lo que, según la flota, no afectaría a otras categorías.

Facebooktwittergoogle_pluslinkedinmail